radio online
radio oasis
Mitos - Leyendas
POMBÉRO - SEÑOR DE LA NOCHE O KARAI PYHARE
6473
POMBÉRO es el duende más conocido en Paraguay, especialmente en la zona del Guairá y Caazapá. Es el genio de la noche que silba en los vientos y puede remedar exactamente a numerosos animales, como al caballo, al perro, a la gallina, a la vaca y, especialmente, a los pollitos.
28-11-2017 14:21:39 | Mitos - Leyendas
nota

Algunos escritores y estudiosos paraguayos como Darío Gómez Serrato, Gumercindo Ayala Aquino, Mauricio Cardozo Ocampo, Pedro Segundo y otros, llegaron a afirmar públicamente la existencia real del POMBÉRO.

Pero el pueblo de antaño y hogaño cree que el POMBÉRO es un indígena que al caer la noche viene a visitar los ranchos campesinos en forma invisible. Pero hay quienes aseveran haberle visto como un indio de estatura baja, fornido y de piel cubierta de vello. Se cuenta que camina como el hombre y puede trasladarse con rapidez de un lugar a otro. Ama y defiende a los animales y vive siempre invisible cerca de las personas.

Es un genio travieso, pero malo con los que se burlan de él. Como venganza persigue a los animales de la casa, caballos, perros, vacas, gallinas, etc.

Hasta nuestros días, la mayoría del campesinado cree en la existencia de este genio nocturno y le tiene miedo. En el interior del país cuando llega la noche, la gente, por temor, ya no pronuncia el nombre del POMBÉRO, sino que le llama Señor de la Noche o KARAI PYHARE. Asimismo, se cuenta que uno gana su amistad dejándole en la cocina o en la ventana, tabaco y caña. En honor a esa generosidad amistosa el POMBÉRO ofrece a su amigo y familia una importante protección: le cuida el rancho y los animales.

El poeta le cantó así: "Es el indio. Es el POMBÉRO a quien llama guaikuru que se viste del follaje de las selvas y el plumaje del ñandu..."

El escultor Ramón Elías lo concibe cauteloso, como al acecho, presto a desplazarse con rapidez y silenciosamente. Lo retrata con una cara entre ingenua y ladina, entre amistosa y sospechosa.

POMBÉRO puede estar muy cerca de nosotros y ni siquiera sospechamos de él. Es más veloz que el ciervo cuando corre, y le gana al viento en llegar de un lugar a otro. Las gallinas dan suave señal de peligro, cuando en la noche oyen un cacareo que no es de ellas, y los potros se desbandan al oír un relinche que no ha soltado ninguno de ellos. Luego guardan el más profundo silencio. POMBÉRO tiene una espesa melena que le llega hasta los hombros. No deja rastro por donde ha pasado, si él no lo quiere. Le crecen pelos hasta en la palma de las manos y la planta de los pies. Lleva a veces un sombrero viejo de paja y un pantalón caído, de fondillos bajos y rotos. Puede caminar derecho o puede andar en cuatro patas. Tiene un payé en el pelaje que lo protege de las espinas y puede hacerlo pasar por un animal más en cualquier manada. Cuando llueve con tormenta, o a veces por puro gusto, le gusta pasar la noche metido bajo el techo de paja de los ranchos caídos o en el horno de barro; habita los zanjones solitarios, los rozados abandonados o las limpiadas del monte, donde los animales huyen de su presencia. Puede convertirse en indio, tronco, piedra de arroyo, árbol seco, camalote, raíces de árboles, o puede salir volando transformado en carancho, cuando teme ser descubierto por los hombres o le sorprende la luz del día en campo llano. Solo se calma si su perseguido porta en el bolsillo la oración de San Miguel Arcángel, el capitán vencedor de todos los espíritus malignos.

Sin lugar a dudas, el POMBÉRO es la figura mitológica más conocida del Paraguay, lo había dicho Fariña Núñez, mientras Bogarín lo encumbraba de la siguiente manera: "POMBÉRO es una deidad de carácter nacional cuyo nombre de suyo misterioso vibra de un confin a otro del imperio guaranítico". Inclusive se habla que durante la Guerra del 70 apareció un "Batallón Pombéro" que pinta la gran popularidad de este mito.

Varias cualidades caracterizan al POMBÉRO, según, los estudiosos de la mitología guaraní. Natalicio González habla que el POMBÉRO remedaba a las bestias de la selva, Fariña Núñez nos cuenta que pía y remeda el canto de las aves, otros manifiestan que habla como un "consumado ventrílocuo en lugares y horas inesperadas en el seno insondable de la tiniebla". En cuanto a sus poderes sobrenaturales los ya citados expresan que se metamorfosea en tronco o camalote y que adquiere forma humana, de animal o de planta. De todos modos se dice siempre que POMBÉRO es temático y rencoroso, muy preparado para la venganza. En su dieta diaria le apasionan los huevos frescos, la miel silvestre, el tabaco negro y buena caña. Cuando trajina el POMBÉRO en la noche los perros anuncian su llegada con desgarradores aullidos. Según los estudiosos, POMBÉRO significa: agazapado.



Comentarios
Observación: RADIO OASIS FM no se hace responsable por los comentarios generados o publicados por lectores.
app

Radio OASIS 94.3 FM © 2017 - Todos los derechos reservados.
www.radiooasisfm.com - prensa@radiooasisfm.com
Pedro Juan Caballero - Paraguay