Local

Director XIII Región Sanitaria desconoce orden del Ministerio de Salud

Aunque parezca difícil de creer, el director de la XIII Región Sanitaria, doctor Nelson Collar, se aferra en desconocer la decisión que el propio Ministerio de Salud le impartió ayer mediante la cual le ordenaba que la Unidad de Salud Mental vuelva a ocupar su antiguo pabellón en el predio del Hospital Regional de la terraza del país.

Contradiciendo la orden de sus superiores, el director regional dio a entender que Salud Mental será reubicada en un lugar dentro del Hospital Regional, pero no al pabellón que le pertenece.

Así confirmó Collar durante una entrevista a medios de prensa de la zona, ocasión en que calificó de “publicación falsa” la noticia que La Nación difundió en la víspera bajo el título “PJC: ordenan que Salud Mental vuelva a su pabellón en el hospital regional”.

“Es una publicación que no dice la verdad, lamentablemente. Sí estamos tratando de reubicarlos nuevamente en el hospital”, señaló Collar al tiempo de afirmar que el director del hospital, doctor Hugo Goncalvez, está haciendo una “reingeniería” para reubicar a la primera unidad descentralizada de la salud mental en el predio del nosocomio.

Collar realizó esas manifestaciones a medios de prensa radial de la zona, oportunidad en que desconoció públicamente la instrucción que le había dado nada menos que su jefe directo, el director general de Desarrollo y Red de Salud del Ministerio de Salud Pública y Bienestar Social (MSPyBS), doctor Hernán Martínez.

Cabe recordar que, el pasado fin de semana, la Comisión de Reforma de la Atención a la Salud Mental había mantenido una reunión con el ministro de la cartera de salud, Julio Mazzoleni, ocasión en que le entregaron un informe detallado de la precaria situación que atraviesa la Unidad de Salud Mental de la terraza del país, que desde el pasado mes de marzo se encuentra operando en un ala del puesto de salud de Barrio Obrero, dependiente de la Gobernación de Amambay.

Actitud caprichosa Es que, cuando se desató la pandemia, esa dependencia tuvo que abandonar su pabellón para que el lugar se convierta en atención a problemas respiratorios.

Sin embargo, tras la habilitación de un moderno predio para la atención a los enfermos de COVID-19 en el hospital local, en vez de devolver el pabellón a Salud Mental, el doctor Collar optó por habilitar otros servicios en ese lugar.

“Tienen que volver al pabellón que, por resolución ministerial, le pertenece a la unidad”, había señalado la doctora Mirtha Rodríguez, directora de la Unidad de Salud Mental a nivel país.

Sin embargo, y de forma llamativa, el director de la XIII Región Sanitaria sigue oponiéndose a la medida adoptada, nada menos que por las autoridades del MSPyBS, actitud calificada como “grave” por el presidente de la Junta Departamental, Luis Guillén (ANR).

“Eso demuestra la actitud prepotente, caprichosa y discriminatoria de este personaje que tristemente ocupa el cargo de director de la XIII Región Sanitaria”, señaló el titular de ese órgano legislativo departamental.

Fuente: La Nación